La película “Camino” de Javier Fesser o la intolerancia enfermiza

Se ha presentado en el Festival de Cine de San Sebastián la película “Camino”, de Javier Fesser, que imagino pasará sin pena ni gloria por nuestras pantallas. Pero antes de que nos olvidemos de esa película, que no será difícil, quiero hacer patente la intolerancia enfermiza que alienta el actuar de algunos y que no es más que el reflejo de lo que, desde diferentes instancias, se nos está intentando inculcar en la sociedad a modo de dictadura ideológica. Les dejo este gran artículo publicado por Enric Cantín en ForumLibertas.com. Efectivamente, hay mucho friki por ahí, pero no son precisamente los que ellos creen.

Ah, y como enlaza Enric más abajo, si quieren saber quien era Alexia lo tienen aquí: http://www.alexiagb.org/

Más información sobre diferentes reacciones en torno a la película pueden encontrarla aquí: http://www.opusdeialdia.org/camino-de-fesser-y-alexia-gonzalez-barros.html

Frikis

Javier Fesser, en su film sobre la niña Alexia, presume de “respetuoso” con lo diferente y FrikiDei

Levanté la mano y grité -¡Taxi!. El coche se paró diligente delante de mí. Abrí la puerta y entré. Mientras me acomodaba, el conductor me saludó con el asiduo y monótono Buenos días… ¿A dónde?

– Vamos a http://www.avenidadelmasclotet.com/num15/piso3/puerta1.html, y si vamos un poco rapidito se lo agradeceré un Terabyte. Tengo el estómago desconfigurado y en cualquier momento gestiono un download, ¡jajajaja!- me reí con mi broma.

El conductor del taxi se giró como accionado por un muelle, y con los ojos muy abiertos me espetó: – Bájese inmediatamente.

 

-Oiga, -le contesté – Que no me tiene que subir a la puerta. Si me deja en la calle yo ya…- Que se baje o llamo a la policía – me cortó contundente.
Y yo, que paso de rollos con la pasma, bajé obediente. Y así en medio de la calle y mientras los neumáticos rechinaban en el asfalto en un acelerón presuroso, empecé a reflexionar el porqué de ese pantallazo azul tan inesperado. ¿Qué le habré dicho?

El vecino de un compañero que es amigo de mi primo, se compró un detector de metales. De esos que agarras como una muleta y se extienden hasta el suelo con un plato plano en el extremo. Lo movía zigzagueante en paralelo al suelo, mientras caminaba con atención a los pitidos que soltaba el chisme por localizar una chapa de cerveza.

 

-¡Mira que eres friki, primo! – le espetaban sus amigos y familiares. Entonces le dio un ataque de vergüenza y un día lo tiró por la ventana. Inmediatamente después se oyó el patinazo de un vehículo y el estrépito de una colisión. Al asomarse vio un motorista que se incorporaba magullado observando el detector de metales, y señalándole le increpó.

- ¡Has sido tú, tío! ¡Te he visto! ¡Te voy a meter un pleito que vas a giñarte las plumas! ¡Que soy de litigantesimpulsivos.org! ¡Vas a saber lo que es un delito contra la seguridad del tráfico, y bla, bla, bla…!

En todo eso pensaba yo, mientras el taxi se alejaba todavía acelerando. ¿Litigantes impulsivos? ¿Pero existe eso? Podría. Existen páginas web donde tratan el tema de buscar metales, con una seriedad y gravedad cercana a la de discutir la conveniencia de restablecer la pena de muerte. No me extrañaría encontrar páginas del tipo peladoresdegambaszurdos.org o yopintobanderasenlasreuniones.net ¿Estamos en una sociedad tan…Friki?

En 1932 Tod Browning dirigió una película titulada Freaks. La película en cuestión fue un escándalo en su tiempo, por estar protagonizada por personas con malformaciones y anomalías físicas reales, explicando en su argumento sus vivencias cotidianas y relaciones con los demás a propósito de sus taras corporales. Hoy evidentemente, es un clásico de culto.

Una de las consecuencias de esa película fue que se acuñó popularmente el término Freaks para designar a alguien extraño o marginal. Del Freak anglosajón al Friki español sólo hay un paso. Y ahora es la denominación por excelencia de la persona de comportamiento extravagante, obsesionada en su mundo, sus hobbys o sus aficiones sociópatas, de gustos alternativos y expresiones fuera de su edad.

Al Friki se le vincula por lo general con la introversión y las dificultades en sus relaciones sociales si no están relacionadas con sus intereses. Gafas de pasta, expertos informáticos, hablan Klingon o Quenya con soltura o pueden describirte el árbol genealógico de Yoda, y que la fuerza te acompañe, mi joven padawan, etc.

En lo suyo son expertos. Y de lo suyo pueden hacer una forma de vida.

Pero últimamente el saco de los Frikis sirve para envolver, no ya lo que puede ser objetivamente excéntrico o grotesco, sino lo que una sociedad, cada vez más aborregada, observa como comprometido, desviado o peligroso para sus intereses o corrientes.

Tachando al objetivo molesto de Friki, se agrede y estigmatiza con facilidad y eficacia.

Es evidente que un pueblo que escoge con el mismo orgullo democrático a Rodolfo Zapatero o a José Luis Chiquilicuatre para ser representado, no tiene autoridad para tildar a nadie de Friki . Pero en eso estamos. Tropezando constantemente con una sociedad pasmada y encantada de haberse conocido en su lerdez y simplería. Y en ese asombro constante y diario los católicos son presa consecuente y fácil para estamparles en la testuz el sello de Friki . Por raros.Entre sus manías lunáticas, los católicos se baten y rompen la crisma por intentar trabar las propuestas de adoctrinamiento escolar, o las facilidades que el estado da para romper familias como para abrir sandías.
Esos beatos repeinados que huelen a cirio, no paran de molestar al stablishment político por defender a esa cosita molesta que crece dentro de un útero, cuando podría ser extraído sin más excusas que la comodidad.

El católico es latoso de narices en una sociedad nihilista y falta de esperanza, porque su mensaje (en el mejorcito de los casos su ejemplo) es optimista e ilusionado. Así que si el personal más normal y promedio se marea, fastidia, incordia, enfada o cansa, o simplemente se jode con el católico de a pie, lo más fácil es tamponearle la frente con la marca registrada de Friki. Y así no sólo se reconoce y propagandea su tara, sino que se justifica lo políticamente correcto. Y a otra cosa.

 

El último paladín de lo lógico y natural se llama Javier Fesser.

Fesser, inspirado en el caso real de Alexia González-Barros [ http://www.alexiagb.org ] ha escrito y dirigido Camino, que ha sido presentada en la sección oficial del festival de cine de San Sebastián.

Alexia González-Barros nació en Madrid el 7 de marzo de 1971. Era la hija menor de siete hermanos. A los 14 años se le declaró un tumor maligno que la dejó paralítica en muy poco tiempo. Después de cuatro operaciones, larguísimos y dolorosos tratamientos y 10 meses desgarradores, fallecía en Pamplona el 5 de diciembre de 1985.

¿Pero qué tiene de especial esta triste historia para que Javi se fije en ella? Pues todo eso sucede en una familia vinculada al Opus Dei, y como la sombra de Dan Brown es alargada y estúpida, lo más sencillo y productivo es tachar veladamente de Frikis algunos temas que no se entienden.

Por ejemplo: Que la joven Alexia afrontase su enfermedad con una paz y serenidad envidiables. Que ese sosiego, producto exclusivo de una fe total en Cristo, se extendiese a su familia, y sólo esa fe fuese el motivo vertebrador de esperanza a pesar de un acontecimiento tan lacerante. Que después de su muerte su fama de santidad se dispersase de manera geométrica. Que cómo se puede, en momentos como esos, sencillamente tener fe en nada…

Aún así Javi Fesser se muestra muy respetuoso con lo diferente, incomprendido y FrikiDei:

“He hecho una película en la que yo no critico la diferencia, sino a aquellos que se empeñan en que piensen como ellos. No entiendo la evangelización. Estoy totalmente en contra de esa gente que se empeñan en que pienses como ellos a nivel religioso, futbolístico, político, económico…Me gusta la diferencia y la proclamo”.

Sólo hay que ver el trailer para darse cuenta de la mala leche gastada en formato celuloide y por dónde se pasa Javi el respeto.

Música de terror mientras se acaricia un rosario. La actriz Carme Elías interpretando a una empanada madre de Alexia e invocando al ángel de la guarda mientras un efectista trueno suena estremecedor. Un Jordi Dauder caracterizando a un cura emocionado, porque “…a lo mejor sería la primera niña de la Obra que ascendiera a los altares…”

Unas pesadillas donde aparecen ángeles raptores y pavorosos. Curas de voz aflautada y pose estirada pontificando con una sonrisa sobre la desgracia de la niña. Alexia bailando a Shakira y preguntando con candidez malintencionada a un lampista si “…arreglando lavadoras también se puede ser Santo…”

Mientras en unas declaraciones tan conciliadoras se mezcla la política, el fútbol y el Ibex 35 con las bienaventuranzas. Y aún así todo quiere ser muy correcto, artístico, comedido, respetuoso…y normal.

Muy normal.

 

About these ads

8 comentarios

  1. Y vicenteversa. Imagino que la película no está hecha desde el punto de vista eclesiastico, sino desde fuera, y desde fuera, los que hemos vividola religión forzosa, implantada por pastores de la iglesia, a los cuales la teología (y cualquier cosa que oliera a iglesia) les traía al fresco, la verdad es que daba miedo; he visto el trailes,y lo veo bien, a mí esta gente y sus dioses vengativos, también me dieron miedo, hoy no. No entiendo por qué Friki Farnese se cabrea tanto con Fruki Fesser, si de una película saca tanta crítica, ¡Chaval no te leas el Camino, pues alucinaras!,

  2. Chaval -como tú dices- me he leído Camino varias veces y, efectivamente, alucinas… aunque tal vez hablemos de sentimientos distintos. Todo depende con que intención y criterio lo leas. Ahora bien, si no entiendes nada…

  3. Fesser huye … la pagina de Pendelton ha desaparecido. Vaya fraude del tipo suavecito y honorable de los trozos de realidad. San Sebastián no premia la mentira ni el cinismo. Fuera la mierda monedera. El cine es otra cosa, los artistas lo saben. Gracias al jurado.

  4. Sobre la película, basada en la vida de Alexia González Barros, que se estrena este viernes, os recomiendo leer

    A) los comunicados de la familia:
    Fesser en “Camino” se sirve de Alexia González Barros
    “Camino” de Javier Fesser carece de la autorización de la familia de Alexia González Barros

    B) la carta abierta de uno de los hermanos de Alexia a Javier Fesser: Carta abierta a Javier Fesser: grave e injusto error demencial

    C) Comunicados de la oficina de información del Opus Dei:
    Ante el estreno de la Película “Camino” (14.oct.08): una mirada teñida de prejuicio negativo, un cuadro falso y distorsionado
    Caminos de concordia (13.oct.08): el Código da Vinci de Fesser no fomenta la tolerancia
    Acerca de la película “Camino” (27.sep.08): es una radiografía falsa y manipulada

    Todo esto en http://www.opusdeialdia.org/camino-de-fesser-y-alexia-gonzalez-barros.html

  5. Gracias, Antonio, por tu comentario y por incluir ese enlace tuyo tan interesante.

  6. Ya se ve que, después del fracaso en taquilla (la 7ª película de la semana pasada, y eso que no había muchas más), a Fesser le interesa crear polémica antes del fin de semana.

    Cometí el error de ir a ver Camino, lo cual sólo me hizo pasar un mal rato con una película larga, lenta y sangrienta. Estoy de acuerdo con los críticos: el tema se aborda lentamente y la película resulta como una patada en el estómago. Tuve que irme al cabo de dos horas de película… y todavía le quedaba lo peor, según me han contado.

    La película ya está en la red para descargar. Os recomiendo que os la bajéis y gastéis ese dinero en unas buenas copas, en lugar de pasar un mal rato en el cine.

  7. Gracias por tu comentario. Puede servir para más de uno que estuviera dudando sobre ir a verla.
    Saludos.

  8. Hombre, aqui en México no se ha estrenado, pero entonces quiere decir que los Premios Goya son basura o que? ya que se ha llevado 6…que alguien me explique…

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

%d personas les gusta esto: