El negocio de la influencia

Ya nos llaman el quinto poder a los bloggers -si es que me puedo tener por tal-, después de la prensa y los medios de comunicación. Y la verdad es que me gusta eso de que los medios pierdan influencia en favor de los ciudadanos de a pie que escribimos en la Red, como este viejo combatiente de los Tercios, que cada vez se fia menos de opiniones y estereotipos de corsé con ballenas, como los de antes.

122medioscomunicacion.jpg

En 1978, Hal Jurgensmeyer, en aquel momento vicepresidente del grupo de comunicación Knight Ridder, explicaba a Philip Meyer, que empezaba a asesorar a la empresa, cómo concebía el negocio del periodismo: “No estamos en el negocio de las noticias, estamos en el negocio de la influencia”.

Un medio de comunicación, según Jurgensmeyer, mantiene dos tipos de influencia: la influencia social, la más importante, y la influencia comercial, que hace que la publicidad funcione. La primera es la que ejerce el medio de comunicación a través de las noticias y los artículos de opinión que ofrece al público, y no está en venta. La influencia comercial la practica en sus espacios publicitarios, y evidentemente está en venta.

Philip Meyer –experto en periodismo de precisión, y hoy veterano profesor de la Escuela de Comunicación de la Universidad de Carolina del Norte– asegura que esto le hizo comprender que la influencia está unida indefectiblemente a la rentabilidad de los medios.

Si quieren saber más se lo cuenta Montse Doval Amendaño en Aceprensa.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: