Por tantos que necesitan tanto

Ahora que es el momento de presentar la Declaración de la Renta, llega el momento de la verdad: de que seamos coherentes con aquello que creemos y marquemos la cruz en la casilla de la Iglesia Católica del impreso de la declaración, de modo que ese porcentaje que el Estado detraerá, en cualquier caso, de nuestros impuestos se destine al sostenimiento de la Iglesia y de sus innumerables labores sociales.

Es mucho -lo sabemos, aunque algunos no quieran reconocerlo- lo que la Iglesia Católica invierte en España y que se traduce en un ahorro enorme para las arcas del Estado en todo lo referente a prestaciones asistenciales, sociales, educativas y culturales. Si marcamos la casilla de la Iglesia, sabemos a qué se destinará nuestro dinero. Si marcamos la casilla de otros fines de interés social, podría ir a parar ese dinero a organizaciones, incluso, con cuyos fines no estamos de acuerdo y que recibirán subvenciones estatales por ese medio. Es una simple cuestión de eficacia y sentido común.

Alguno me podrá decir que no es creyente y que, por tanto, no tiene porqué sostener a la Iglesia. Es cierto, pero si marca la casilla de la Iglesia seguirá sabiendo, en cualquier caso, a qué se destinan esos fondos. ¿Que no lo saben? Pues ahí van algunas cifras significativas sobre lo que la Iglesia ahorró al Estado Español en 2007:

 

1.- 5.141 Centros de enseñanza (ahorran al Estado 3 millones de euros por centro al año): 990.774 alumnos.

2.- 107 hospitales (ahorran al Estado 50 millones de euros por hospital al año).

3.- 1.004 centros; entre ambulatorios, dispensarios, asilos, centros de minusválidos, de transeúntes y de enfermos terminales de SIDA (ahorran al Estado 4 millones de euros por centro al año): 51.312 camas.

4.- Gasto de Caritas al año: 155 millones de euros (salidos del bolsillo de los cristianos españoles).

5.- Gasto de Manos Unidas: 43 millones de euros (que salen de los mismos bolsillos, una cantidad 10 veces mayor que el 0,2% -España no da el aún el prometido 0,7%- programado en los presupuestos generales del Estado para promoción del tercer mundo este año).

6.- Gasto de las Obras Misionales Pontificias (Domund): 21 millones de euros (5 veces mayor que el ya mencionado 0,2 %, ¿a qué no saben de qué bolsillo sale?).

7.- 365 Centros de reeducación social para personas marginadas tales como ex-prostitutas, ex-presidiarios y ex-toxicómanos (53.140 personas, que ahorran al Estado, medio millón de euros por centro).

8.- 937 orfanatos (10.835 niños abandonados, ahorran al Estado 100.000 euros por centro).

9.- El 80 % del gasto de conservación y mantenimiento del Patrimonio histórico-artístico eclesiástico.

En total, se calcula que el gasto total ahorrado al Estado en supera los 30.000 millones de euros al año.

Si no les he convencido les dejo con este enlace:

http://www.portantos.es/index.php

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: