El caso Parker: del “matrimonio” gay a la falta de libertad de los padres

En el presente vídeo, traducido al castellano por nuestro amigo Santiago, se aprecia el drama que viven mucho padres. En este caso sucede en Estados Unidos, pero podría suceder algo similar en España. En contrarán más información en este enlace: http://opinionciudadano.blogspot.com/2008/11/un-padre-de-familia-la-crcel-por.html

2 comentarios

  1. Hola Alex, yo también recibí el video traducido por Santiago y le hice un comentario al respecto. En mi blog escribí un post sobre este tema haciendole el contrapunto a los ParKer, mi postura dista bastante de la forma de pensar y actuar de estos padres.
    El post lo titulo: Matrimonios gays USA, en http://reflexxionando.wordpress.com/ .Creo que es importante conocer diferentes puntos de vista.
    Un saludo y grácias.

  2. Juanma, te incluyo esta misma contestación en tu blog, devolviéndote la visita. El hecho de que cuelgues en el tuyo el vídeo que te envió Santiago, pese a no estar de acuerdo con él, ya indica que respetas otras opiniones y por tu tono se ve que eres de los que actúas y opinas siempre desde el respeto.
    Ahora bien, eso no excluye -y con el mismo respeto te transmito mi opinión- que debamos llamar a las cosas por su nombre. Tengo una idea: voy a procurarme un montón de billetes falsos de distintas cantidades de euros; luego quedamos tú y yo y pagamos una vez cada uno: un día pagas tú la comida y al día siguiente yo. La primera mariscada corre de mi cuenta, pero espero que luego tú correspondas. Si yo te propusiera esto me tomarías por un cara dura -o algo peor- y te parecería incalificable que tú tuvieras que pagar cosas con el dinero que tanto te cuesta ganar, mientras que yo lo hago sin esfuerzo, con dinero falso. O, ¿acaso serías tolerante conmigo y transigirías con eso? ¿Les vas a explicar a tus hijas que da igual el dinero de curso legal que el falso?
    Pues eso es el mal llamado “matrimonio homosexual”: es dinero falso porque, sencillamente, no existe. La unión en matrimonio entre un hombre y una mujer es algo tan sublime que ha sido protegido y amparado por todas las culturas conocidas desde el principio de los tiempos. Ese -y no otro- es el dinero de curso legal y lo que, precisamente, da valor a ese dinero. Lo demás es devaluar, confundir y, por tanto, corromper. Eso no es tolerancia; es ir contra miles de años de sabiduría humana por una moda pasajera en interés de unos pocos a los que respeto, pero a los que no permito su intolerancia de decirme que eso es lo normal y que desde la antigua Babilonia nos tenían engañados. Tolerancia con las personas, por supuesto, pero intolerancia con el error. Y esto lo es.
    Un abrazo, Juanma, y pásate de nuevo cuando quieras por mi blog.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: